Impresoras 3D aplicadas a la medicinal animal

Publicado por mava en

La impresión 3D aplicada a la medicina humana está devolviendo resultados sorprendentes y avances significativos, pero no sólo en la cura de seres humanos está presente está tecnología. El sector veterinario aplica cada vez impresoras 3D en la cura de animales y la reconstrucción de partes de éstos afectadas, devolviéndoles una mayor calidad de vida. La impresión 3D se utiliza en animales del mismo modo que en seres humanos. El doctor Charles Kuntz, veterinario de la clínica Southpaws, especialista en cirugía animal y cuidados del cáncer, con sede en Australia, ha adquirido recientemente una impresora 3D uPrint SE que está aplicando en algunos de sus tratamientos. El doctor Kuntz pone como ejemplo un tumor en el hueso de la rodilla que padece un perro, diagnosticado a partir de una prueba de rayos. El veterinario asegura que la aplicación de la impresión 3D puede ayudarle no sólo a tratar al animal sino a explicar a la familia, con una representación física, el estado del mismo y la necesidad de tratamiento. Las impresoras 3D ofrecen multitud de aplicaciones y ello la convierten en una herramienta de gran utilidad para el análisis de las técnicas más oportunas para eliminar tumoraciones y sirve para la creación de plantillas sobre la que practicar las incisiones que se van a producir en el cuerpo de los animales cuando se trata de patologías más atípicas. "Ahora podemos usar los modelos impresos en 3D para planificar nuestra estrategia quirúrgica" dice el doctor Kuntz. Diseñar prótesis que actúan como implantes ortopédicos para ayudar a la estabilización del animal y a la reparación de los huesos y zona afectada es para lo que el doctor Kuntz está utilizando impresoras 3D en sus tratamientos.   animal-3d-printing-help-2 "Cuánto más se utiliza la impresora 3D, más usos encontramos para ella" asegura el doctor Kuntz refiriéndose a su última adquisición en material de cuidados de los animales. El veterinario también asegura que es un gran seguidor de las nuevas tecnologías y que si éstas mejoran los resultados, hay que interesarse por su práctica. La clínica australiana no es la única que por el momento aplica la impresión 3D al tratamiento de los animales. Los investigadores de la Universidad de Cornell han aplicado esta tecnología para tratar a Bekka, un cachorro de pastor alemán que necesita cirugía en una de sus extremidades. Tener acceso a los modelos antes de proceder a la cirugía hace que el doctor conozca con más exactitud dónde hacer cortes y que zona tratar durante la operación. Esto disminuye el tiempo que los animales pasan en la mesa de operación y bajo el efecto de la anestesia, algo que se repite también en el caso de los humanos y para lo que las impresoras 3D también se están utilizando.   [embedplusvideo height="382" width="630" editlink="http://bit.ly/12FBeV0" standard="http://www.youtube.com/v/i_fH12p22XY?fs=1" vars="ytid=i_fH12p22XY&width=630&height=382&start=&stop=&rs=w&hd=0&autoplay=0&react=1&chapters=&notes=" id="ep5227" /]


Publicación anterior Publicación posterior


0 comentarios

Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados