ABS y PLA: diferencias, ventajas y desventajas

Publicado por C. Escobar en

Últimamente en España se empieza a hablar (por fin!) de la impresión 3D. Día tras día, aparecen artículos en periódicos, revistas e internet: nuevas aplicaciones (la mayoría de impresoras experimentales o industriales), nuevas impresoras personales, reviews de impresoras ya existentes...

De lo que comparativamente se habla poco es del consumible, en este caso plástico, que una vez comprada la impresora es el principal gasto que tendremos. En este artículo hablaremos de los materiales para impresoras FMD de uso personal.

El 95% del mercado de impresoras personales utiliza dos materiales: ABS y PLA.

El ABS se usa extensivamente en los procesos de fabricación actuales: piezas de Lego, carcasas de electrodomésticos, componentes de automóvil... Al tener un punto de fusión alto, se puede utilizar para fabricar contenedores de líquidos calientes, hay que extruirlo a unos 230-260 grados y hay que imprimirlo en impresoras con base de impresión caliente (unas resistencias que calientan la base dónde se deposita el material)

Al llegar al punto de fusión el ABS desprende gases que en concentraciones altas pueden ser nocivos. Se puede utilizar sin problemas en casa o en la oficina, pero para evitar las concentraciones altas no se recomienda tener varias impresoras funcionando en un espacio pequeño y sin ventilar.

El ABS se puede mecanizar, pulir, lijar, limar, agujerear, pintar, pegar etc. con extrema facilidad, y el acabado sigue siendo bueno. Además, es extremadamente resistente y posee un poco de flexibilidad. Todo esto hace que sea el material perfecto para aplicaciones industriales.

El PLA es menos conocido que el ABS, se utiliza comparativamente mucho menos en la industria. Es un producto que de vende como “natural”, pues los componentes básicos son plantas como el maíz. Recientemente, este status ecológico del PLA está siendo muy discutido. Con las nuevas recicladoras que están apareciendo (la más conocida, Filabot) el ABS es mucho más ecológico que el PLA, pues estas recicladoras son cajas donde se pone el ABS sobrante, y a partir de él la recicladora nos hace una bobina nueva. De momento, el PLA no se puede reutilizar.

Actualmente el PLA tiene dos ventajas principales sobre el ABS: no emite gases nocivos (se pueden tener varias impresoras funcionando en un espacio cerrado y no hay problema) y hay un rango más amplio de colores (fluorescente, transparente, semitransparente...). Se puede imprimir con todo tipo de impresoras (no necesita base de impresión caliente) y se puede imprimir sin base.

Sus inconvenientes respecto al ABS son básicamente dos: no resiste las altas temperaturas (se empieza a descomponer a partir de 50-60 grados centígrados) y el postproceso (mecanizar, pintar y, sobre todo, pegar) es mucho más complicado. Se utiliza básicamente en el mercado doméstico.

Los precios de los dos materiales son bastante similares. El mercado de las impresoras 3D personales es muy nuevo y hay dos tendencias opuestas.

Por un lado, están las marcas que intentan copiar el modelo de las impresoras de papel: una vez el cliente ha comprado la impresora, se le cobra el consumible caro, pues ya es cliente cautivo.

Por otro lado están las marcas que intentan hacer la impresora más abierta, para que el cliente pueda utilizar material de cualquier fabricante.

Al final la impresión por FMD consiste en un hilo de plástico de un diámetro determinado que pasa por un agujero y se calienta, así que la cantidad de empresas y fábricas que ofrecen material es espectacular. Hay que decir que hay fábricas y fábricas, y comprar demasiado barato sale caro, con bloqueos frecuentes del cabezal de extrusión. Pero el rango de material a precios a partir de 15 euros / kg suele dar buenos resultados.

De todas formas ya hay marcas que se han roto la cabeza pensando algún sistema que les permita hacer cartuchos propietarios, obligando así a comprar su consumible y obligando al cliente cautivo a pagar precios mucho más altos de los del mercado. Así que antes de comprar una impresora es muy recomendable verificar el precio del consumible. Esperemos por el bien del consumidor que se acabe imponiendo el mercado de consumible abierto, y a medida que el volumen suba, los precios sigan bajando y los materiales sean cada vez mejores.

En nuestra tienda podrás encontrar el PLA y el ABS de las principales marcas del mercado: ESUN, FORMFUTURA, y SMART MATERIALS, entre otros.. Si buscas la mejor calidad precio, tu filamento es ESUN: ofrece una calidad muy superior a su precio.

Si buscas algo mas exclusivo, te recomendamos que pruebes SMART MATERIALS, que además son españoles, o que pruebes los holandeses FORMFUTURA: Destacan por su I+D, no paran de sacar nuevos filamentos, y de mejorar la formula de los existentes.

Además de los habituales ABS y PLA, podrás encontrar todo un abanico de opciones: 

- PVA

- PC

- HIPS

- FIBRA DE CARBONO

- MADERA

- NYLON

- FLUORESCENTE

- COCO

- y muchas opciones que te recomendamos ir explorando progresivamente.


Publicación anterior Publicación posterior


3 comentarios

  • Buenas Mar:
    Podrás unir el PLA con;
    Adhesivo para plásticos en general, silicona o fundiendo PLA entre las uniones.
    Saludos!

    María García en

  • Con que puedo pegar que sea fiable el material PLA

    Mar en

  • De momento, el PLA no se puede reutilizar

    Esta información no es cierta. El PLA como termoplástico es completamente reprocesable. Otra cosa es que económicamente sea rentable hacerlo (que no lo es)

    Alejandro Gázquez en

Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados