China tambien invierte en el desarrollo de la impresion 3d

Publicado por i3dCarlos en

Los chinos están poniendo su punto de mira en la impresión 3d, como ya os anticipabamos el otro dia en el post sobre Obama hablando de la impresión 3d y sobre como los paises están empezando a apoyar proyectos relacionados con esta tecnología.
Por ejemplo, un equipo de investigación de la Universidad de Beijing, ha estado trabajando en lo que fuentes de la industria dicen que es una tecnología avanzada para usar la impresión 3D para producir componentes de gran tamaño y complejidad para aviones.
Este equipo está dirigido por Wang Huaming, quien ya en enero ganó un premio nacional del Consejo de estado para el logro tecnológico en China. El hermetismo propio del gigante asiatico impide que sepamos algo mas sobre este proyecto, pero lo que interesa ahora no es tanto los detalles sobre el mismo sino saber que China también está dando pasos hacia adelante, para evitar que occidente le gane la carrera de la impresión 3d. Los detalles los iremos conociendo poco a poco, y os los iremos facilitando, tanto de este proyecto como de otros proyectos estatales a lo largo del globo.
Otro factor que considero muy interesante de estas inversiones estatales es la consecuencia que esto pueda tener en las empresas privadas: hasta ahora unos pocos líderes manejaban el mercado y el desarrollo de esta tecnología: 3d SYSTEMS y STRATASYS, principalmente. De hecho, el otro dia nos hacíamos eco de un analista que critica que estas empresas, principales fabricantes de impresoras 3d, destinen cantidades ridículas a I+D. Hasta ahora a lo mejor se lo podían permitir, pero, ¿que pasa cuando los propios estados inviertes millones es desarrollar esta tecnología? podría la inversión pública dejar atras a la tecnología que desarrollan las empresas privadas?. Estas empresas tendrán que ponerse las pilas si no quieren que los propios paises les adelanten y dejen de ser competitivos.
Al margen de esto, y volviendo a China y a su proyecto, el propio Wang, por cierto, es bastante prudente cuando se trata de hablar del futuro de la impresión 3d. Lo que para algunos es un futuro maravilloso en el que las impresoras 3d nos sirven lo mismo para, teoricamente, construir un avión, un organo humano, comida casera, etc, para Wang sin embargo, reconoce las actuales limitaciones de esta tecnología y, añade, por ahora la tecnología de impresión 3d sólo puede complementar la fabricación tradicional.
Según el, "Es demasiado pronto para decir si estamos ante una revolución industrial".
Esta afirmación parece (no se si lo será) un contrapeso a autores como el reconocidísimo autor Chris Anderson, redactor de la revista Wired, que en su libro Makers, The New Industrial Revolution hace un verdadero canto a la impresión 3d y a la revolución a nivel mundial que esta nos traerá.
Para quien no lo conocais, este autor es un verdadero guru de internet y de la impresión 3d. En su dia saltó a la fama entre otras cosas por ser autor del concepto de economía Long Tail, que fue todo un acierto y un anticipo de como internet iba a generar un nuevo sistema de micronichos de mercado en el que cabe casi todo, beneficiandose de la globalización y de otros factores que no vienen al caso.
Posiblemente, parte de la prudencia de los chinos venga de que si los augurios de los mas optimistas se cumplen, uno de los principales perjudicados sería China, ya que perderían la egemonía mundial como fábrica del mundo, en beneficio de los paises occidentales con mano de obra mas cara que recuperarían los procesos de manufactura.
Es decir, es muy interesante ver el contraste entre perfiles muy prudentes como el de Wang, pese a su capacidad técnica, frente a perfiles mas optimistas, que auguran una verdadera revolución, aun con menos formación técnica, como es el casio de Anderson. Quizás la mente científica y analítica de gente como Wang no pueda ver mas allá de las cuestiones técnicas. A lo mejor hace falta una mente mas abierta para ver las cosas con perspectiva.
Desde luego algó tendrá la impresión 3d cuando empezamos a saber de instituciones de investigación financiadas con fondos públicos, todo o en parte, con el objetivo de liderar el futuro de la impresión 3d.


Publicación anterior Publicación posterior


0 comentarios

Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados